Anécdotas gastronómicas #1: el día del puré

En esta sección colocaré las cosillas raras que me pasan en torno a la comida. Esta historia la publiqué originalmente en mi Face este jueves 3 de Septiembre.

“Afuera de mi pega se pone un taxista a vender almuerzos bacanes y baratos; obvio que se forma la mansa cola esperando incluso antes de que él llegue.
Hay días en que no le queda otra que estacionar en otro lado y hay que moverse y re-armar la cola.
Hoy pasó eso y se anduvo desarmando la cosa. Una pareja aprovechó y se coló antes de mí, siendo que ellos venían de más atrás.
Me hice la gil, porque pa qué.
Llegado el turno de ella, le pide asado alemán con puré (lo que yo quería tb) y el taxista le informa que solo le queda con arroz, y la tipa tuvo que llevarse otra cosa.
Me tocó el turno a mí, le pregunté qué le iba quedando. Comienza a decirme, revisa bien sus bolsos, y me avisa que justo quedaba un asado alemán con puré escondido en el bolso, así que me lo llevé yo XD

Excelente asado alemán, el puré sabe a lágrimas de mis enemigos, y de los patudos que tratan de colarse.”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s