Texas se vive en El Camino

Captura de pantalla 2015-09-16 a la(s) 9.51.06Aprovechando que en estas fechas los asados están en “boca de todos” (badump-tss) les hablo de una alternativa al asado chileno.

Fundado por verdaderos chefs texanos, El Camino es EL dato de estos meses en Barrio Italia. Claramente ya se corrió la voz, porque si bien llegamos a la hora de apertura un viernes a las 6:30 -parecíamos verdaderos buitres esperando que le quitaran el pestillo a la reja- ya había gente.

Captura de pantalla 2015-09-16 a la(s) 9.51.16Si bien desde fuera el local pasa piola (una casona blanca, con un cartel ínfimo, donde tal vez notes una carpa en el patio trasero), huele delicioso, como un smokehouse real.
Nos recibe una amable anfitriona, quien nos permitió sentarnos afuera en las mesas ‘grandes’, aún siendo apenas Nenuco y yo. No armaron atado, así que punto por eso.
Es que este sector encarpado el que lejos tiene más onda (cosa que pudimos comprobar en una segunda visita); el olor rico, las estufas, la música sureña pop country, la iluminación. Conté 9 mesas para 6 y una enorme como para 14, así que ideal para venir en grupos grandes.

Captura de pantalla 2015-09-16 a la(s) 9.51.27Sabíamos de antemano que sería comida, mucha comida. Así que no pedimos bebestibles al momento, hasta ver con qué capacidad quedábamos. De todos modos, nos trajeron una botella de agua fría para la inminente sed causada por los cárnicos. Bien ahí.
Partimos con las betarragas fritas con salsa alioli. NO me gustan las betarragas. Pero bucha, Nenuco insistió en probarlas y por medio segundo pensé ‘tal vez el modo en que las fríen las hace saber distinto?’ Todo lo que es pecar de inocente. El frito NO disfraza su sabor betarraguiento. Buena alioli, pa qué decir no, si sí. Y las betarragas sí venían bien salpimentadas y con ciboulette. Simpática la presentación en tabla de madera, Captura de pantalla 2015-09-16 a la(s) 9.51.32manteniendo el ambiente. Calientitas, recién hechas. Pero ODEO las betarragas. Es como que trata de ser una papa: se fríe, se aliña, se sirve con mayo…pero al final es una betarraga. Ya, está bien, tengo una cruzada personal contra las betarragas, y me estoy pasando, es solo la entrada. Y mi Nenuco las pidió con la amable intención de compartirlas, no las pedí de densa. Ya.

Captura de pantalla 2015-09-16 a la(s) 9.51.42A los fondos, pedí un sandwich de pulled pork (cerdo deshilachado que se obtiene tras cocerlo mil horas), con salsa BBQ casera, pepinillos aparte, coleslaw y aros de cebolla. Nenuco se fue por el Texas Trinity, la santa trinidad de la parrilla: brisket (una carne ultra blandita, como una mechada), costilla de cerdo y embutido (tipo longa, picantita). Todas especialidades de la casa. Como acompañamiento, porotos con ají (tipo chili) y mac & cheese (macarrones con queso a la gringa)Captura de pantalla 2015-09-16 a la(s) 9.51.37

El embutido, bien rico. El brisket, ahumadito, blando, puede cortarse con el pensamiento. La costilla, esperablemente grasosa, pero ahumada y con un toque crispy.

Mi pulled pork, glorioso; buen contraste con el coleslaw, que es como una ensalada/salsa de repollo, medio dulzón. Los aros de cebolla, grandes, como corresponde.

Captura de pantalla 2015-09-16 a la(s) 9.51.48Los porotos chili, distintos a otros que hemos probado, con un toque dulzón. Según mi Nenuco, se sintió anís estrella. Haré un alto en el mac & cheese: un potecito lleno hasta más no poder de cheddar blanco, ohdiosmío. Y gratinado al horno, que es como se debería servir el verdadero mac & cheese. La gloria hecha pasta.

Aún sin llegar al fin de nuestros platos, quedamos bien OK (en realidad, quedamos llenos de comida, los muy chanchitos). Pero pedimos de todos modos un trago sin alcohol, llamado Virgin Magdalene: una bebida con syrup de pepino y berries a base de soda, como una ginger ale frutal. Recomiendo Captura de pantalla 2015-09-16 a la(s) 9.51.53revolverlo un poquito para sentir los berries. Aunque no les guste el pepino, éste más que sabor da un toque refrescante.

De postre, un glorioso edén en la tierra dentro de un skillet: el apple crisp. Un postre sureño de manzana con helado de canela. Como adoramos la canela, nos fuimos directo a él. Se sirve caliente sobre una sartén de hierro fundido y se come mezclándolo con el frío helado. Como una galletita de avena y manzana gigante, pero mucho más rico. Mi nuevo postre favorito, he vuelto solo a pedirlo. Te pienso, apple crisp.

Captura de pantalla 2015-09-16 a la(s) 9.51.58Cuento aparte, me encantó que la carta fuera de papel, desechables, porque no hay que estar peleándolas o esperando a que otra mesa las desocupe; tienen por montones, e incluso las pueden dejar en la mesa todo el rato, por si quieres pedir otra cosa. O sea, si quieres postre, no hay que estar pidiendo la carta otra vez. Punto para ellos.

A la salida,nos ofrecieron llenar un saquito de papel con sal de mar gratis. La uso para cocinar pollo en la sartén tipo grill, y queda increíble.

He pillado comentarios acerca de salir del local con olor a asado. Para mí, el olor a ahumado es como el Axe. Si usted huele a carne asada, considérese sexy en mi mundo.

Dónde: El Camino, Av. Italia 1034, Providencia, Santiago
Precio: 20.000 – 30.000 por dos personas, dependiendo de bebidas

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s