Club EVE Vitacura: sorpresa gastronómica

DSCF0796Si usted es como yo, entonces es piolita, post-30s, con más ganas de quedarse en la casa por las noches que salir a carretear, conversar con gente de la edad de uno sobre cómo arreglar el mundo, escuchar hits ochenteros, y comer rico, buscar nuevos rincones gourmet.
Si usted es como yo, su RUT va decidoramente a los 15 millones o menos, ya no se sabe los nombres de todos los helados Savory, y no entiende los memes nuevos en redes sociales.
Si usted es como yo, prefiere un restaurant weno de mantel largo, a que comer chatarra (aunque amamos la comida chatarra, pero me refiero a si se da la opción…)

Admito que no soy de clubes nocturnos, ni discos. No he pisado un antro lolein desde que estaba en la U, y de repente carreteaba en ‘el puerto’ (Máscara, te pienso; pero solo a veces) Y es porque ya no anda una en plan marcha infinita, bailar hasta que salga el sol, aguantar el hit del verano que ya no es como para uno, y la música hipster donde no sabes cuál es el nombre del tema y cuál el nombre de la banda. Y pucha, comer rico y bien, y no el bajón en un dudoso puesto de completos post-carrete.

DSCF0886

Y cuando quiere ir a comer a un lugar rico, seguro un club nocturno es lo último que se le ocurre como opción, ¿verdad? Ahí es donde Club EVE fue una total, completa y agradable sorpresa. Admito que me extrañó bastante enterarme que un club tiene un restaurant full en su interior, y no es solo barra y ‘cositas para picotear’ mientras se bebe. Y es que EVE -local que lleva 47 años funcionando- decidió hace un tiempo competir con los restaurantes del área, y competir con fuerza. Así ahora el panorama puede ser completo. En vez de salir a comer y luego ir a otro lado a bailar, se puede hacer todo en un mismo lugar. Y a estas alturas del partido, lo encuentro demasiado práctico. Y aún si no les gusta bailar, el restaurant es super recomendable por sí mismo.

Vamos a lo nuestro.

Comenzamos con un par de tragos sin alcohol (ninguno es tan aficionado, sobre todo yo), pero pese a la virginidad de nuestra piña colada y mojito ($4.400 c/u), podemos establecer que la barra es buenísima.

La piña colada tenía un rico jugo, sin ser tan cocada (a veces mucho coco “mata” el trago); el coco apenas pega al final, sutilmente. Viene con frutillas y coco rallado encima.  Bien presentada y deliciosa.

El mojito estaba sumamente agradable y equilibrado. Ni muy dulce, ni muy cargado a lo ácido; refrescante. Viene con bastante menta, limón y sorpresa: arándanos! Muy preciso, tal vez el mejor que he probado. Sin ir más lejos, nos comentan que el mojito es de lo más popular de la barra de EVE. Por algo será.

Respecto a la comida, el club recientemente estrenó carta nueva, donde los platillos a destacar son el strogonoff, un plato fuerte que se recomienda pedir ‘con tiempo’, pues la preparación amerita la espera; el ají de gallina, que pese a que al chileno le cuesta un poco procesar la receta, es popular y recomendadísimo. También recomiendan varias clases de spaghetti, pues son un clásico. Y las dos grandes estrellas, por recomendación del local: salmón al eneldo, elegido por el público mismo -el cual no deja de pedirlo-, y las costillas BBQ; un favorito absoluto de la casa -y del chef-, que tiene cierto gusto por el casual dining gringo.

Optamos por estos dos últimos.

El salmón al eneldo ($9.800) es justamente un filete de salmón aromatizado al eneldo, cocinado en aceite de oliva y servido con puré rústico al merkén. Bastante agradable, sobre todo por las hierbas mismas. Lo que más me mató fue el puré rústico (o sea, donde las papas llevan cáscara), porque tenía algo que le daba un saborcito muy rico, que lamento no poder determinar. Secreto del chef, me dijeron por ahí.

DSCF0851

Porfa, aprecien mi close-up del salmón:

El costillar BBQ es gigante, y se puede optar por medio ($9.900) o entero ($16.700); trae una montaña de papas fritas, además de coleslaw. Las costillitas, ricas, blanditas, producto de una cocción de horas, embardunadas en gloriosa salsa BBQ.

DSCF0854

DSCF0856

Costillas BBQ, te pienso en las noches de frío.

Los postres, aunque pocos, se manejan bien. La especialidad son los celestinos con helado, manjar y naranja ($4.300) Ese manjar a la naranja estaba delicioso.

DSCF0868

DSCF0871

Y un brownie con helado ($4.700), plato cada vez más popular gracias al cielo, con salsa de toffee al amaretto y helado artesanal. Así de bien suena, así de rico estaba. Me gustó especialmente la salsa ácida de frambuesa y las nueces confitadas con un toque de sal, ambos para equilibrar lo dulce.

Debo destacar por último, que la atención fue excelente, y las recomendaciones, precisas.

El club en sí cuenta con, además de la zona restaurant, una rica terraza para fumadores, amplia pista de baile con barra y zonas de consumo al rededor y zona de karaoke.
Recuerdo que traté de sacar fotos al local mismo y me costó bastante, por la luz.
Compruébenlo ustedes mismos:

DSCF0840

#YaPo

Así que salimos de nuestra mesa, a darnos una vuelta por el local y tomar mejores fotos. La pista y al rededores salieron mucho mejor, porque las luces son geniales, hay barras por todos lados, y dónde comer o sentarse a tomar ricos cocktails.

Y obvio que mejor un video para que vean el ambiente pro:

¡Miren esta máquina! Se pueden comprar tragos directamente con la RedCompra, y no tener que fundirse en la barra, cosa que me revienta un poquito en las fiestas. Bien.

DSCF0884

#DemasiadoPro

Lata que nos teníamos que ir temprano, porque nos perdimos el show del imitador de Barry White. ¿Ven que es cierta edad/gustos, más como uno? En EVE hay tributos a los Beatles, Soda Stereo, fiestas de U2 y Bon Jovi y muuuuchas fiestas ochentas que unen generaciones. No se autoengañe, escuche música a su propio gusto, y permita que la corriente lo traiga a donde de verdad le entienden y le van a hacer la media fiestoca. Nosotros, por lo menos, ya sabemos dónde salir a comer antes de dejarnos llevar por los dulces tonos de White y su “Can’t Get Enough of Your Love, Babe“. Como debe ser.

Dónde: Club EVE, Av Vitacura 5480, Vitacura, Santiago
Precio: lo consumido, unos $44.000 por una comida para dos completa

Club Eve Menu, Reviews, Photos, Location and Info - Zomato

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s